Ética_Moral

Decidí redactar esta plancha después de percibir, dentro y fuera del taller, que a menudo se confunden ética y moral, sobre todo cuando se habla de la occidentalización proactiva que ejerce Europa y el mundo anglosajón tanto el que perteneció como el que aún pertenece a la Commonwealth, sobre el resto del mundo.

Si bien es cierto que la parte que pertenece a la moral de este intento de colonización social es una intrusión en las costumbres y tradiciones sociales de países con culturas y bases religiosas muy diferentes a la nuestras, la exportación de la concepción ética de los derechos humanos es lícita, necesaria y legítima.

Empezaremos por una definición académica estricta de cada termino para situarnos en la dualidad de dos conceptos ligados íntimamente, pero diferentes.

Ética

El termino ética proviene etimológicamente del griego ethos, cuyo significado es ‘forma de ser’ o ‘carácter’.

La ética es una rama de la filosofía que reflexiona y estudia sobre lo que es correcto o no. Estudia y sistematiza los conceptos del bien y el mal, desnudando los hechos de las normas culturales y costumbres locales o fundamentos religiosos, llegando a el concepto fundamental aislado de cada conducta para valorar si pertenece al ámbito del mal o del bien.

Ética significa «moral transcultural: el conjunto de normas universales que transcienden las peculiaridades culturales».

Tiene como objetivo definir de forma racional qué constituye un acto bueno o virtuoso, independientemente de la cultura en la que se enmarque.

Además, hace hincapié en los patrones de conducta correctos que se han de poner en práctica

Se puede decir que la ética es, en este sentido, una teorización de la moral, que incluso ayuda a definir criterios propios sobre lo que ocurre a nuestro alrededor.

Aunque normalmente la ética respalda o justifica las prácticas morales, otras veces parece entrar en contradicción con estas.

Moral

La etimología de la palabra moral procede de la palabra latina morālis, que significa ‘relativo a las costumbres’. Así, la moral es definida como   comportamientos basados en los valores y tradiciones de una sociedad.

De otra manera, la moral es el código de reglas que se aplican en la vida diaria por todos los individuos de una sociedad

Estas normas guían a cada individuo, orientando sus acciones y sus juicios sobre lo que es correcto o incorrecto, es decir, bueno o malo dentro de una escala de valores compartida por el grupo social.

Por tanto, todo individuo que obre contra estas normas morales será tachado por la sociedad de conducta inmoral. Para ser tachado de inmoral es necesario que el individuo conozca las normas morales de la sociedad a la que pertenece.

Adicionalmente, y por seguir aclarando conceptos, el individuo que no parezca comportarse bajo ningún referente moral, pero desconozca las normas morales, se define como amoral. Por ejemplo, un niño o deficiente mental que no conozca el corpus moral de la sociedad en la que se desarrolla y actúe contra dicho corpus moral.

Ni que decir tiene, que un individuo con un comportamiento moral intachable para la sociedad en la que se desarrolla puede tener un comportamiento carente de toda ética.

Tener esclavos era completamente moral en la sociedad occidental hasta hace bien pocos años y aún hoy en día en determinados países árabes. Asesinarlos era un comportamiento moral en Roma si habían robado al su amo. En 1909 Leonor tenía 15 años cuando se casó con Antonio Machado, de 34 años, después de dos años de noviazgo. Completamente moral y hasta deseable en la época para un varón que quisiera tener una familia con una mujer joven, sana y fértil. Quemar brujas en Salem era completamente moral e incluso edificante para los descendientes puritanos de los primeros colonos que llegaron al nuevo mundo en el Myflower, moral, edificante y necesario para aquella sociedad. Lapidar a una adultera enterrada hasta la cintura por quitarse el velo que le cubre el cabello es moral en Irán en 2022.

Por eso, a todos los efectos, la ética es superior a la moral, porque se encarga del estudio de la moral y de su encaje en términos absolutos del bien o del mal, sin dictámenes religiosos, culturales, sociales o patriarcales.

La ética es una disciplina que se desarrolla sin que sea necesario un contexto, la moral solo es entendible si hay un acuerdo cultural, impuesto o acordado, entre todos los individuos de una sociedad para la interpretación común univoca de las normas morales.

La ética, en su interpretación del bien y el mal, permanece en el tiempo, no es necesario un “acuerdo tácito cultural”.  La moral puede variar, porque los usos y costumbres cambian.

La éticase basa en la reflexión de cada individuo, la moral tiene una naturaleza proveniente de la imposición, coercitiva y autoritaria: si no se siguen las normas sociales se impone una pena o castigo, social (rechazo y/o aislamiento) o legal.

Se fundamenta en el valor que los individuos, intelectual y racionalmente dan a sus actitudes y creencias. Sin embargo, la moral la determina la cultura y por tanto es de tipo irracional e intuitivo.

Solo es posible rechazar o aceptar la moral del grupo social al que pertenecemos, no podemos elegir moral, solo mostrar conformidad o rechazo a las normas de nuestro grupo social.

Interiorizamos las normas morales involuntariamente mientras evolucionamos y nos desarrollamos dentro de un grupo social determinado, asumiéndolas inconscientemente como única forma de comportamiento válido.

La ética se compone de elecciones conscientes y voluntarias ya que define la identificación y el seguimiento de unas normas de actuación que nos parezcan correctas desde el propio punto de vista. El ámbito individual de la ética nos permite margen de reflexión sobre el bien y el mal incluso dependiendo de las circunstancias

La ética quiere ser universal para poder ser aplicada en cualquier contexto, porque parte del pensamiento propio y de la reflexión y no de la obediencia a normas establecidas sin cuestionárselas.

Por tanto, busca establecer verdades absolutas que no dependan del contexto en el que se apliquen, siempre que se actúe de forma racional y la reflexión esté por encima de la cultura, las normas sociales o la religión.

Al contrario, la moral es diferente y propia de cada sociedad. Lo considerado normal y moral en algunas sociedades, como la explotación infantil o la violencia de género serían consideradas inmorales en otras sociedades con entornos culturales diferentes. Es decir, que la moral está influenciada por el relativismo cultural y la ética es válida en todas las sociedades y por eso los Derechos Humanos son Universales, porque están basados en la ética.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.